Mina del Médico en Covaleda

Hoy puede ser un buen día para pasarlo en la naturaleza, por ello os vamos a recomendar una ruta cicloturista y/o senderista desde el pueblo de Covaleda.

Mina del Medico

Comenzamos con unas pequeñas indicaciones previas que esperamos que os ayuden a localizar el lugar más fácilmente. El camino de ascenso se encuentra a la salida de Covaleda, rumbo Duruelo de la Sierra, hay un cartel que pone picos de Urbión(es morado). Son unos cuantos kilómetros siguiendo esa indicación, te encontrarás una bifurcación en la que tendrás que seguir por la derecha siguiendo las indicaciones al Urbión. Durante el trayecto dejaremos un refugio a mano izquierda y un tiempo después llegaremos a otro desde el que ya podremos avistar El Altar de los Peregrinos donde encontraremos un cartel que nos indica la dirección que debemos seguir para llegar a la Mina del Médico.

Ahora que ya no tiene pérdida, por el camino (desde el Altar hasta La mina) os recomendamos un pequeño kit kat en el Acebuchal, allí se encuentra un «Horno de Ojo de Pez», hornos que se utilizaban antiguamente para la creación de la pez o brea, producto negro y viscoso cociendo los sarros y tocones de pino. Apreciado para impermeabilizar las botas de vino, se calafateaban los barcos y se marcaba a las ovejas, además de servir para curar las enfermedades de la piel del ganado. El horno constaba de tres pozos, aunque también los había de dos, hechos de piedra rejuntada.

Horno de Ojo de Pez

Tal vez tengáis la misma suerte que nosotros y encontréis algunos caballos pastando por la zona aportando más magia al lugar.

Acebuchal

Esta gran roca nos indicará que ya estamos cerca de la cascada y que tenemos que abandonar el camino para comenzar un descenso por un sendero

Comienzo del sendero

Disfruta de este fantástico sendero que en otoño nos regala estas estupendas fotos de cuento a lo largo de todo el camino.

Vistas a lo largo del camino

Hace no mucho que se han hecho mejoras en la parte más complicada y ahora el acceso a la cascada está libre de resbalones al conseguir hacer un escalonado de madera en sintonía con la naturaleza.

Pronto empezará el gran espectáculo porque a lo lejos ya se puede avistar la hermosa cascada que aquí yace.

Tómate un descanso y observa en silencio la caída del agua, es verdaderamente relajante y el sonido es roto solo por el cantar de los pájaros.

Ahora es el momento de curiosear por el entorno y acceder a la cueva (Si la epoca lo permite) que hay justo detrás de la cascada.

Cueva de la cascada
Vistas a mano izquierda

¿Te gustó? pues es el momento de compartir este descubrimiento con familiares y amigos.

Un saludo, nos vemos en tierras sorianas.

Deja un comentario